¿Aprender inglés en Irlanda o Inglaterra?

¿Aprender inglés en Irlanda o Inglaterra?

  • Irlanda cuenta también con academias y escuelas de prestigio internacional

  • En la actualidad, es uno de los destinos por excelencia para estudiar inglés

  • Cuenta con el euro como moneda oficial

Si aun no te decides entre Inglaterra o Irlanda, puedes tener en cuenta que si escoges Irlanda como tu destino final, también te encontrarás con un elevado número de academias y centros de prestigio en los que puedes iniciar tus estudios. Irlanda no solo iguala a Inglaterra en lo que a educación respecta, sino que sus paisajes tampoco tienen nada que envidiarle a los del territorio inglés. En esta isla repleta de historia, podrás estudiar en Dublín, Bray, Cork y Galway , algunas de sus principales ciudades, donde sus castillos, acantilados, lagos y paisajes te cautivarán.

Otro aspecto a tener en cuenta, sobre todo cuando viajan los más pequeños, es que Irlanda es un país seguro. De hecho, ha sido calificada como uno de los países más seguros para estudiar inglés en el extranjero.

En la actualidad, Irlanda es uno de los destinos por excelencia para estudiar inglés. Otra de las ventajas a la hora de escoger este país recae en el aspecto económico. A diferencia del Reino Unido, Irlanda si cuenta con el euro como moneda oficial, así que, en general, los precios resultarán más asequibles que en otros lugares como Inglaterra o Escocia. Por otra parte, es probable que hayas oído hablar sobre la personalidad de los irlandeses, famosos por su amabilidad y su simpatía. Esto es algo que siempre ayuda cuando tienes pensado pasar una temporada en un país extranjero y, sobre todo, cuando quieres aprender un idioma y empezar a comunicarte con nativos.

Irlanda no es solo un lugar donde aprenderás y practicarás tu inglés, sino que, además, este país tiene para ofrecerte mucha alegría y diversión: música, arte, un sabor tradicional y un carácter acogedor. Además, podrás visitar preciosas playas y pueblos a menos de una hora del centro de muchas de sus ciudades principales como Dublín.

En cuanto a los aspectos negativos, podríamos mencionar que el acento irlandés te puede parecer un tanto peculiar. Al principio, esto se puede traducir por problemas de comprensión, pero cuanto más practiques, menos problemas habrá y más rápido llegarás a dominar el idioma.

En conclusión, no cabe duda de que ambos son destinos angloparlantes donde puedes mejorar tu nivel de inglés mientras disfrutas  de una experiencia cultural maravillosa y realizas un viaje único cuyo recuerdo guardarás para toda la vida.

¿Aprender inglés en Irlanda o Inglaterra?

¿Aprender inglés en Irlanda o Inglaterra?

 

  • Inglaterra es conocida por ser la «cuna del inglés»

  • Su sistema educativo se posiciona entre uno de los mejores del mundo

  • Inglaterra destaca también por su multiculturalidad.

Si quieres empezar a estudiar inglés en el extranjero y te dan a escoger entre estos dos destinos,  es muy probable que te surjan una infinidad de dudas sobre cuál de ellos es tu destino ideal.  Primero que nada, es recomendable que pienses qué país te puede interesar más según su oferta turística, sus costumbres, su clima, sus paisajes… Si bien Inglaterra e Irlanda tienen bastantes aspectos en común, hay ciertas diferencias entre ellas que pueden ser determinante a la hora de decidirte.

Como todos sabemos, Inglaterra es conocida por ser la “cuna del inglés”, si lo que buscas es conseguir hablar el idioma de la manera más pura y tradicional posible, Londres o Cambridge pueden ser una buena opción. Además, si planeas presentarte a una prueba para certificar tu nivel de inglés, tras tu experiencia en Inglaterra ya te habrás acostumbrado al acento y la prueba oral será a piece of cake.  Además, te introducirás en uno de los países cuyo sistema educativo copa los primeros puestos en rankings de todo el mundo.

Aparte de la pulcritud de su acento, en casi cualquier ciudad de Inglaterra podrás encontrarte con una infinidad de nacionalidades, si por algo destaca Inglaterra, es por su multiculturalidad. Pero ojo, pues esto puede resultar un arma de doble filo, si bien gracias a su gran diversidad de nacionalidades tendrás la oportunidad de juntarte con personas de todas partes del mundo, también puedes caer en la trampa y acabar reuniéndote solo con los españoles, que no son pocos.

Son muchos los sitios que merecen una visita, donde encontrarás una infinidad de atractivos turísticos, museos, teatros. Londres, Brighton, Cambridge y Canterbury te están esperando para enseñarte todos sus paisajes. Amante de los viajes: Reino Unido es un imprescindible.

Pero nada es perfecto. Al escoger Inglaterra como tu destino final, también debes tener en cuenta algunas de sus desventajas, como sus precios, generalmente elevados en comparación con otros países, su clima, normalmente lluvioso a lo largo de casi todas las estaciones del año, y  la superpoblación de sus principales ciudades, lo que hace que haya gente en cada rincón posible.

¿Qué te parece Inglaterra ? Si quieres saber más sobre los pros y contras de Irlanda para comparar ambos destinos y poder decidirte, espera a nuestro siguiente blog que seguro te ayudará a aclarar todas tus dudas!

¿Por qué viajar es la mejor forma de aprender?

¿Por qué viajar es la mejor forma de aprender?

  • Viajar es la forma más divertida de aprender un idioma

  • Experiencia cotidianas en el extranjero harán que te familiarices con la lengua y la cultura

  • Conocerás personas de diferentes partes del mundo

Mucha gente tiene ganas de aprender un idioma y dominarlo lo mejor posible. Está claro que estudiarlo es el punto de partida para conseguir tu objetivo. Pero si realmente quieres llegar a hablar y a expresarte como un nativo, lo mejor que puedes hacer es salir de tu zona de confort, y viajar para poner en práctica todo lo aprendido.  Los expertos coinciden en que una de las maneras más rápidas de llegar a dominar un idioma extranjero es viajar o pasar una temporada en un país foráneo, ya que el aprendizaje se acelera con la inmersión lingüística.

Sobre todo en el caso de los más pequeños, el estudiar un idioma suele verse más como una obligación que como una afición. Por mucho que se busquen métodos entretenidos e innovadores con la intención de conseguir que vean los idiomas como algo divertido,  para la mayoría sigue siendo como cualquier otra asignatura que deben estudiar porque no les queda más remedio. Divertirse mientras se aprende es la mejor manera de enseñar cualquier idioma. Y viajar es la clave perfecta para conseguirlo, los pequeños descubrirán que cultivarse y pasárselo bien son dos cosas que pueden ir de la mano.

Por lo general, una de las mayores dificultades a las que nos solemos encontrar cuando empezamos a aprender un idioma, es la confianza y la fluidez a la hora de comunicarnos. Quizás en la cómoda silla de tu clase puedas aprender lo básico de un idioma, pero donde de verdad aprenderás a hablar y comunicarte es, sin duda alguna, en la calle. Acciones tan cotidianas como pedir un café, comprar en el supermercado o pasear por la calle, harán que, sin si quiera desearlo, empieces a coger las expresiones y coloquialismos propios de cada país. Poco a poco empezarás a ver como las palabras empiezan a salir de tu boca sin apenas tener que pensar.

Al mismo tiempo, hacer un curso en el extranjero es un método ideal para explorar el mundo. Descubrir países nuevos, totalmente diferentes al tuyo, como Inglaterra, Estados Unidos o Canadá, incluso países que muchos no sabrían ni situar en el mapa como Sudáfrica, Malta o Chipre, es ideal para abrir la mente y ver que hay mucho más allá de lo que pensamos. Recorrer el mundo y viajar a diferentes lugares implica descubrir lo desconocido, encontrarte en el camino cosas que nunca habías visto antes, y que probablemente jamás te habrías ni imaginado si no te hubieses atrevido a viajar. Cada uno de los lugares a los que viajas es único y te está esperando para que lo descubras, lo que significa que también te esperan un montón de experiencias memorables. Una vez que has viajado y has sentido esa sensación de asombro cuando recorres una ciudad o lugar por primera vez, querrás más.

Por otra parte, al viajar conocerás una infinidad de personas que se encuentran en tu misma situación. Crearás conexiones y fuertes lazos con tus compañeros de viaje,  con los compañeros de clase y con las familias anfitrionas, haciendo que tu experiencia en el extranjero sea aún más enriquecedora. Tener contacto con nativos de un idioma, te ayudará no solo a aprender el idioma, sino que además te podrás adentrar de lleno en su cultura, empezarás a entender sus bromas, sus gustos, sus costumbres…Son precisamente estas experiencias las que te harán entender que cada país y comunidad son únicos a su manera. Y acabarás descubriendo que son precisamente las diferencias entre nosotros lo que nos termina acercando.

Más allá de ser una buena oportunidad para estudiar y vivir experiencias interesantes, las distintas vivencias que se nos presentan a lo largo de nuestros viajes nos permiten empezar a saber qué es lo que de verdad queremos o incluso quienes somos y cómo pensamos realmente. Viajar no es solo sinónimo de aprender, sino también de descubrir, de crecer, de conocer, de saber, de disfrutar…

¿Qué idiomas puedo estudiar si ya domino el inglés?

¿Qué idiomas puedo estudiar si ya domino el inglés?

  • El portugués presenta muchas similitudes con nuestra lengua y es hablado por 202 millones de personas.

  • El francés resulta útil para los negocios

  • El chino tiene el mayor número de hablantes a nivel mundial.

Si ya dominas el inglés a la perfección, podrías plantearte estudiar otros idiomas que, aunque no gocen de ese carácter tan universal, también pueden resultarte útiles y beneficiosos. Ahora bien, lo más probable es que entre tantas opciones, todas ellas tan diferentes, no seas capaz de decidirte por cuál escoger. Lo primero que puedes tener en cuenta para aclarar tus dudas, son ciertos factores como el número de hablantes que tiene cada lengua, las similitudes que pueda presentar el nuevo idioma con respecto a tu lengua materna, la proximidad geográfica entre cualquier país en el que se hable este idioma y el tuyo, o incluso las ventajas desde el punto de vista económico y cultural que te pueda proporcionar conocer este nuevo idioma.

Si tu principal objetivo es poder comunicarte con el mayor número de personas posible, puedes plantearte estudiar alguno de los idiomas con más hablantes a nivel mundial: Chino (o el conjunto de sus 12 variantes incluyendo el mandarín), árabe, hindi, bengalí, portugués, ruso, japonés, francés y alemán…

En el caso de los hispanohablantes, resulta obvio que hay algunas lenguas como el portugués que presentan ciertas similitudes con nuestra lengua.  Este idioma cuenta con nada más y nada menos que 202 millones de hablantes (nativos) a nivel mundial, repartidos en doce países en los que esta lengua es oficial. Con esto, el portugués se convierte en el quinto idioma más hablado del mundo.  Para los españoles y latinoamericanos, escoger este idioma como tu tercera lengua es una buena opción, pues la proximidad geográfica con Portugal y Brasil favorece a diversos intereses laborales y económicos, por ejemplo, en áreas de comercio, ingenierías ambientales o relaciones internacionales.

Otro idioma que puede resultar fácil y útil para los nativos del español, es el francés. Aparte de ser mundialmente conocida por ser “El idioma del amor”, también cuenta con otras cualidades que pueden ser de tu interés. Por ejemplo, es uno de los idiomas líderes para los negocios en las grandes instituciones jurídicas internacionales. Si estudias este idioma, podrás comunicarte con más de 290 millones de personas, pertenecientes a 29 países diferentes. Tanto en España como en Latino-américa, el francés cuenta con una gran acogida. Grandes potencias como Francia, Canadá, Suiza y Bélgica buscan asentar las bases de sus empresas en otras potencias hispanohablantes. De hecho, Francia es uno de los principales socios económicos e inversores de España.

Para los más arriesgados y amantes de lo desconocido, el chino y cualquiera de sus variantes son una buena opción a tener en cuenta. Aunque solo es el idioma oficial de cuatro países, cuenta con una exorbitante cifra de hablantes, unos 1.200 millones y subiendo.  Con esto, se gana el puesto de la lengua nativa más hablada a nivel mundial.  Por si fuera poco, China es la segunda potencia económica, y en los últimos años han aumentado sus relaciones comerciales con España y Latino-américa. A pesar de sus ventajas, está claro que para los hispanohablantes es un idioma difícil de aprender en comparación con cualquiera de las lenguas romance. Sin embargo, no tengas miedo, su gramática, conjugación y  tiempos verbales suelen resultar bastante fáciles.

¿Por qué estudiar el inglés como segunda lengua?

¿Por qué estudiar el inglés como segunda lengua?

 

  • El inglés es fundamental para encontrar trabajo

  • A la hora de viajar, es imprescindible para superar la barrera del idioma

  • Es un idioma fácil de aprender

El trabajo, los estudios y el enriquecimiento personal son algunos de los principales motivos por los que nos solemos plantear el estudiar un nuevo idioma.  Una vez nos hayamos decidido a aprender una lengua extranjera, nos puede abordar un nuevo interrogante: ¿Qué idioma estudio?

Si por ahora solo dominas tu idioma materno, una de las opciones es ser práctico e intentar aprender una lengua con muchos hablantes, ya sean nativos o adquiridos. Está claro que el inglés es el idioma internacional por excelencia, y, por lo tanto, se suele impartir desde temprana edad en casi todas las escuelas a nivel mundial. Sin embargo, bien por falta de interés en nuestra juventud, o insuficiencia en calidad de la enseñanza, son muchas las ocasiones en las que todos estos años de “estudio” son en vano. Aun así, y cómo dice el refrán, más vale tarde que nunca.

Tal vez la principal razón por la que deberías empezar o retomar el inglés sea porque es un factor fundamental a la hora de encontrar trabajo, pues suele ser uno de los requisitos más generalizados. Además, gran parte de la información en Internet está en inglés, por lo que, si dominas el idioma, conseguirás también un acceso más amplio a diversos documentos como las investigaciones más recientes, artículos científicos o divulgativos o toda clase de publicaciones de tipo académico, tecnológico o científico que te pueden servir de ayuda. Incluso, serías capaz de ver gran parte de tus series o películas favoritas en versión original antes de que sean dobladas o subtituladas a tu lengua materna.

Otro incentivo importante es que, a la hora de viajar a cualquiera de los cinco continentes, el inglés puede ser tu mejor aliado para evitar situaciones estresantes causadas por la barrera del idioma. Esto supone una oportunidad  increíble de poder conocer personas y culturas muy diferentes a la tuya, todo un privilegio. Además de ser el idioma franco en casi todo el planeta, el inglés es el idioma oficial de numerosos países como Inglaterra, Irlanda, Estados Unidos, Canadá, Malta, Australia, Nueva Zelanda, así como algunos países del Caribe, Asia y África. En resumen, un amplio abanico de posibilidades.

Por si fuera poco,  el inglés es de los idiomas más fáciles de aprender. Por ejemplo, su gramática es muchísimo más sencilla que la del español, las conjugaciones verbales son infinitamente menos complejas, los sustantivos no tienen género, el subjuntivo apenas se usa…

Recuerda que se hace camino al andar, y una vez superado el primer paso (decidir que quieres aprender inglés), el resto viene seguido.

10 Sitios donde aprender inglés en el extranjero

10 Sitios donde aprender inglés en el extranjero

  • ¿Te estás planteando estudiar inglés en el extranjero?

  • Los destinos más demandados son Reino Unido e Irlanda

  • El más exótico es Sudáfrica

Seguro que se te han venido a la cabeza países como Estados Unidos, Inglaterra o Canadá. Es cierto que son destinos ideales para aprender idiomas, pero no son los únicos. Aquí te dejamos una lista con los mejores destinos para aprender inglés:

1.Reino Unido: Reino Unido es, sin lugar a dudas, uno de los destinos preferidos por estudiantes y trabajadores de todo el mundo para aprender inglés. Lo que mayormente atrae de este país, son factores como el prestigio académico que supone estudiar en la considerada “cuna del inglés” o la variedad de locaciones para formarte tanto académica como profesionalmente (Londres, Brighton, Edimburgo, York, Canterbury, Oxford, Cambridge, Manchester…).   Pero no solo hay que tener en cuenta que al escoger el Reino Unido te empaparás de su acento al más puro estilo british , y de su amplia cultura, sino que, además, su proximidad con España y la propia  tradición de las escuelas y familias anfitrionas en la recepción de estudiantes hacen de este un destino    muy asequible.

2.Irlanda: Irlanda es un país con mucho encanto. En la actualidad goza de un creciente auge, solo este año la demanda para estudiar inglés en esta región ha crecido un 85% .Esto puede deberse a que nos ofrece muchas alternativas, pues cuenta con grandes ciudades con una considerable movida urbana y amplias ofertas académicas. Dublín, Cork, Galway o Bray son algunas de las ciudades en las que podrías formarte. Además, Irlanda presenta también otras ventajas considerables como sus bellos paisajes y sus precios que, por lo general, son más baratos que otros destinos como el Reino Unido.

3.EEUU: Escoger Estados Unidos para realizar tu curso de inglés en el extranjero es una opción perfecta para los estudiantes más soñadores y curiosos. En sus ciudades encontrarás cientos de atractivos que harán de este destino uno de tus favoritos. Nueva York, Boston, Miami, Washington DC, Chicago, Los Ángeles, San Diego, San Francisco y Berkley te esperan a ti y a más de un millón de estudiantes internacionales anualmente .Allí, son innumerables las prestigiosas instituciones educativas en las que podrás mejorar tu nivel de inglés dentro de un sistema educativo idóneo para la integración de estudiantes internacionales de todos los niveles.

4.Canadá: Canadá es uno de los países más seguros del mundo y uno de los mejores destinos para vivir. Además, constituye uno de los paraísos naturales más inmensos del planeta, contando con una gran variedad de paisajes formados por lagos, bosques, montañas… que hacen de este un territorio digno de visitar. Canadá es un destino ideal para los aventureros y amantes de la naturaleza.

5.Malta: Malta es la oportunidad perfecta para fusionar el aprendizaje de un idioma extranjero y, a su vez poder disfrutar del magnífico clima mediterráneo en una isla paradisíaca rodeada de aguas cristalinas.

Te encontrarás con numerosas ciudades impregnadas en una rica arquitectura medieval, en muchas de las cuales podrás disfrutar de una infinidad de playas con temperaturas agradables durante gran parte del año. Por lo tanto, si buscas huir del frío tan característico del norte de Europa, algunas de sus ciudades como Sliema son ideales para estudiar un curso de inglés en Malta. Además, hay que tener en cuenta que es una de las opciones más económicas.

6.Chipre: Si buscas un destino diferente, Chipre debería estar entre tus primeras opciones. Esta antigua colonia británica se sitúa entre Europa, Asia Y África, por lo que cuenta con una maravillosa mezcla de culturas. Además, si decides que sea este tu destino, podrás disfrutar de una infinidad de lujos como un clima agradable durante la mayor parte del año, una gastronomía exquisita e inmensamente variada, un amplísimo legado histórico y cultural, así como sus ciudades y paisajes, y, sobre todo, sus maravillosas playas.

7.Francia: Nuestro país vecino ofrece no solo uno de los patrimonios culturales más importantes, sino que además sus bellos y variados paisajes, su música y su gastronomía hacen que este sea el tercer país del mundo que más estudiantes internacionales recibe, después de Estados Unidos y el Reino Unido. Ciudades tan espléndidas y emblemáticas como París, Niza, Burdeos Y Biarritz, son algunos de los destinos que puedes escoger, no solo para aprender inglés, sino también para empaparte de la cultura y las tradiciones francesas.

8.Alemania: Alemania es un país en el que conseguirás una fusión perfecta entre tradición e innovación. Gracias a su amplísima historia y cultura podrás encontrar paisajes tan variados como enormes castillos medievales o increíbles edificios contemporáneos.

Además, sus principales destinos como Berlín, Colonia o Múnich se caracterizan también por contar con una amplia oferta de ocio: Desde conciertos de música clásica, obras de teatro,  exposiciones de arte moderno, diversos festivales, y, por último pero no menos importante, una increíble variedad gastronómica y de cervezas para los amantes del arte culinario.

9.Australia: Si te estás planteando Australia como un posible destino para estudiar pero su lejanía no te convence, deberías tener en cuenta que su calidad de vida es reconocida como una de las mejores del mundo, de hecho, se encuentra en la segunda posición a nivel mundial.

Además, es un país que destaca por gozar de un clima excelente durante la mayor parte del año, así como por su amplísima oferta de playas impresionantes, gente simpática, paisajes espectaculares y todo un continente nuevo a descubrir.

10.Sudáfrica: Uno de los países que no suele ser de los primeros en venir a la cabeza es Sudáfrica, pero esta antigua colonia inglesa tiene mucho que ofrecerte. Primero que nada, debes saber que es un destino exótico cuya característica principal es la multiculturalidad , de hecho, comúnmente se le conoce como “Rainbow Nation” (“El país arcoíris”).

Por lo tanto,es un país en el que podrás enriquecer tu visión de la vida con sus diferencias culturales,  religiosas y sociales.Por otra parte,convendría tener en cuenta que,aunque los precios de los cursos no  suelen variar de sobre manera con respeto a otros destinos, el coste de vida sí es notablemente más asequible.

¿Ya te has decidido?

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra Aviso Legal, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies