• El inglés es fundamental para encontrar trabajo

  • A la hora de viajar, es imprescindible para superar la barrera del idioma

  • Es un idioma fácil de aprender

El trabajo, los estudios y el enriquecimiento personal son algunos de los principales motivos por los que nos solemos plantear el estudiar un nuevo idioma.  Una vez nos hayamos decidido a aprender una lengua extranjera, nos puede abordar un nuevo interrogante: ¿Qué idioma estudio?

Si por ahora solo dominas tu idioma materno, una de las opciones es ser práctico e intentar aprender una lengua con muchos hablantes, ya sean nativos o adquiridos. Está claro que el inglés es el idioma internacional por excelencia, y, por lo tanto, se suele impartir desde temprana edad en casi todas las escuelas a nivel mundial. Sin embargo, bien por falta de interés en nuestra juventud, o insuficiencia en calidad de la enseñanza, son muchas las ocasiones en las que todos estos años de “estudio” son en vano. Aun así, y cómo dice el refrán, más vale tarde que nunca.

Tal vez la principal razón por la que deberías empezar o retomar el inglés sea porque es un factor fundamental a la hora de encontrar trabajo, pues suele ser uno de los requisitos más generalizados. Además, gran parte de la información en Internet está en inglés, por lo que, si dominas el idioma, conseguirás también un acceso más amplio a diversos documentos como las investigaciones más recientes, artículos científicos o divulgativos o toda clase de publicaciones de tipo académico, tecnológico o científico que te pueden servir de ayuda. Incluso, serías capaz de ver gran parte de tus series o películas favoritas en versión original antes de que sean dobladas o subtituladas a tu lengua materna.

Otro incentivo importante es que, a la hora de viajar a cualquiera de los cinco continentes, el inglés puede ser tu mejor aliado para evitar situaciones estresantes causadas por la barrera del idioma. Esto supone una oportunidad  increíble de poder conocer personas y culturas muy diferentes a la tuya, todo un privilegio. Además de ser el idioma franco en casi todo el planeta, el inglés es el idioma oficial de numerosos países como Inglaterra, Irlanda, Estados Unidos, Canadá, Malta, Australia, Nueva Zelanda, así como algunos países del Caribe, Asia y África. En resumen, un amplio abanico de posibilidades.

Por si fuera poco,  el inglés es de los idiomas más fáciles de aprender. Por ejemplo, su gramática es muchísimo más sencilla que la del español, las conjugaciones verbales son infinitamente menos complejas, los sustantivos no tienen género, el subjuntivo apenas se usa…

Recuerda que se hace camino al andar, y una vez superado el primer paso (decidir que quieres aprender inglés), el resto viene seguido.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra Aviso Legal, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies